SISTEMA CONSTRUCTIVO EMMEDUE®

Sistemas No Tradicionales de Construcción son una alternativa válida para viviendas de interés social por su ahorro en mano de obra de albañilería y aportes al BPS.

 

El sistema constructivo EMMEDUE®, originario de Italia, representa una de las grandes respuestas tecnológicamente más adelantadas y ventajosas, por lo que concierne al tiempo empleado en la construcción y al balance económico global, así como a los programas de realización intensiva de viviendas en el ámbito mundial, como lo demuestra el éxito obtenido en las 60 fábricas que lo produce en diferentes partes del mundo.

 

En Uruguay, este sistema constructivo no tradicional se conoce como FRIDULSA que, desde hace 14 años, Algorta Construcciones provee al mercado nacional. Estos paneles son fabricados de poliestireno expandido con dos mallas de alambre de acero galvanizado y electrosoldado unidas entre sí. Los edificios realizados tienen la particularidad de ser antisísmicos y aislantes con lo que es posible realizar construcciones de hasta 3 pisos de cualquier tipo o características arquitectónicas, desde las más sencillas hasta las más complejas. Además, pueden asociarse fácilmente a otras soluciones constructivas como techos livianos de madera, acero o paneles autoportantes acero/EPS/acero, estructuras de acero u hormigón, así como combinarse al uso de paredes de cartón-yeso en muros no portantes.

Las obras realizadas con el sistema EMMEDUE® tienen, además de la practicidad de su logística, una importante función aislante, ya que el espesor del panel se puede personalizar en función del aislamiento térmico específico por el que se haya optado. Además, la aislación se desarrolla ininterrumpidamente para todas las superficies que componen la envolvente de la construcción, sin ningún puente térmico. Por ejemplo, una pared con un espesor acabado de15 centímetrostiene un aislamiento térmico análogo al de una pared de mampostería aislada de unos40 centímetros, lo que supone evidentes ventajas de un mayor espacio útil, menor peso sobre fundaciones y realización de obra en menos etapas.  De hecho, buena parte dela Base Esperanza de Argentina, emplazada enla Antártidaestá construida como el sistema EMMEDUE®. 

 

“El sistema, si bien nació en Italia, hoy es fabricado en todo el mundo. Nosotros hasta ahora nos aprovisionamos desde Argentina. El sistema es una forma de construir losas, muros portantes y vigas, con materiales tradicionales, con un procedimiento no convencional. Esas losas, vigas y muros portantes son de apariencia y funcionalidad idénticos a los de la construcción tradicional, pero sin utilizar un solo ticholo o ladrillo”, sostuvo Algorta.

 

Las placas de espuma poliestireno tienen dos caras y cada una de ellas con mallas de acero que se encuentran vinculadas entre sí a través del poliestireno  por conectores de acero  electrosoldado. 

“Esa placa llega a la obra tal como fue fabricada. Allí se corta y adapta para construir los cerramientos verticales y horizontales que definen los espacios de la vivienda. Una especie de maqueta en tamaño uno a uno del proyecto de la construcción. Con esas placas colocadas en el sitio, se proyecta, de forma neumática, mortero de arena y cemento portland en ambas caras de las placas. Al final de este proceso tenemos un sándwich, constituido por dos capas de mortero armado compuestas por el mortero y el acero que viene en la placa y un núcleo aislante de espuma de poliestireno. El espesor de este muro depende del espesor del poliestireno con que se haya partido y la cantidad de  material de arena y cemento que le hayamos agregado. Usualmente, un muro mínimo de diez centímetros de espesor verifica la aislación acústica necesaria para separar ambientes de una misma unidad de vivienda. Si lo que queremos es separar ambientes de diferentes unidades, por ejemplo apartamentos, tenemos que utilizar paneles de mayor espesor de espuma”, explicó Algorta.         

Beneficios

El sistema EMMEDUE® (también conocido como Cassaforma por su fábrica en Argentina) tiene una relación costo beneficios que lo hace atractivo para los potenciales clientes. Algorta dijo a Del Constructor que el sistema EMMEDUE®, si se lo compara con la construcción tradicional, tiene un beneficio económico importante.  “Tan importante es que el propio Banco de Previsión Social ha reconocido que FRIDULSA tiene un ahorro de mano de obra en albañilería del 63%. Nosotros separamos la obra en dos partes. Una es la ‘obra  gris’ y la otra es las terminaciones. La primera comprende la fundación, los muros, las losas, las conducciones para instalaciones embutidas y los vanos con las aberturas o los premarcos amurados. Esa obra es fuertemente influenciada por FRIDULSA  y es donde se ve la economía en tiempo y en mano de obra. Después de esa obra gris viene la etapa de terminaciones. Ahí va a depender de lo que el comitente desee en materia de pisos, revestimientos y aberturas, etc.. Es interesante destacar que el sistema EMMEDUE® tiene una excelente calidad y habitalidad y una gran versatilidad para producir vigas y losas de importantes dimensiones”, señaló Algorta.

Otros de los beneficios de EMMEDUE® refiere al tiempo de terminación de obra,  la simplicidad de los procesos y la aislación térmica de alta prestación, además de la solidez de la construcción. “Es una construcción sólida. No sufre los agentes atmosféricos que, en definitiva, son la esencia de la construcción. Y desde el punto de vista del que construye es una obra más rápida, que acorta los términos radicalmente en un cincuenta por ciento en comparación con una obra tradicional. Esa economía en tiempo se traduce también en una economía monetaria, con menos consumo en mano de obra, menos costos fijos y menos aportes al Banco de Previsión Social”, dijo el entrevistado. 

Oferta y demanda

Luis Felipe Algorta señaló que FRIDULSA ofrece al potencial cliente un espectro que abarca todas las necesidades del mercado. Desde la venta de los paneles para que sea el propio cliente el encargado de la construcción hasta  un servicio integral con arquitectura incluida. También está contemplada la construcción de la obra gris por parte de la empresa, sin involucrarse en las terminaciones.

“Se da el caso de un cliente que venga con un arquitecto y un proyecto ya formulado. En este caso, nosotros hacemos una revisión de adaptabilidad por si existiese algo a modificar. Generalmente son detalles menores y se pueden hacer construcciones de gran porte y lujo, como una residencia de ochocientos metros cuadrados que construimos en Punta del Este hasta una casa modesta. El sistema trabaja por igual sobre cualquier tipo de construcción, porque lo que diferencia la categorización de las viviendas son las terminaciones y no la habitabilidad”, señaló a Del Constructor.

En cuanto a la demanda, Algorta señaló que si bien existen construcciones de tres pisos en Uruguay, de seis en Argentina y hasta de veinte pisos en Europa, la mayoría de los clientes que se acercan a FRIDULSA son particulares. “Creemos que ahora, con el impulso que ha tomado de la ley de promoción de viviendas de interés social debería ser muy interesante su utilización para las empresas constructoras”.

En este contexto, Algorta se refirió al boom de la construcción en Uruguay y al aumento de los costos en la industria, señalando que unos de los altos componentes es la mano de obra. “Este es un hecho incontrastable, si pensamos que el último aumento salarial fue del 22% después de un 16% del año anterior. Ese porcentaje se anexa, obviamente, al costo final de la obra”, afirmó en sintonía con lo esgrimido porla Cámaradela Construccióndel Uruguay e inversores privados. “Entonces, los sistemas constructivos que produzcan una mejora en la productividad en la aplicación de la mano de obra van a asimilar ese aumento de costos de otra manera. De alguna manera hay que pagar ese costo y la mejor manera es aumentando la productividad, con menos mano de obra por metro cuadrado construido”.

21-08-2013

© Copyright 2012 Del Constructor
info@delconstructor.com.uy - www.delconstructor.com.uy - Tel: 2400 6338 - 2408 4699
Dirección: Av. 18 de Julio 1760 Piso 10 - Montevideo, Uruguay