JoomlaLock.com All4Share.net

Noticias

El real estate uruguayo se mantendrá estable en 2019 tras cerrar un año sin grandes novedades

El real estate uruguayo se mantendrá estable en 2019 tras cerrar un año sin grandes novedades, según varios especialistas consultados por revista Propiedades. En la etapa electoral no se prevé que haya un importante despegue del mercado. Por el contrario, se aguarda que la actividad se mantenga por debajo de los niveles de los años anteriores.

Daniel Porcaro, titular de Porcaro Consultores y coordinador académico del Diploma de Especialización en Negocios Inmobiliarios de la Universidad ORT, sostuvo que el año que finalizó no trajo consigo cambios positivos respecto a 2017, sino que la situación se dio a la inversa. Para los próximos 12 meses, no se aguardan cambios sustanciales.

“En ocasión de comentar las perspectivas para el año 2018, sostuvimos que no preveíamos que el sector inmobiliario tuviera una actividad diferente a la del año 2017, lo que nos faltó aclarar es que ese escenario se daría en el mejor de los casos. A fines de este año, los indicadores muestran un descenso de actividad (medido según la evolución del ITP), de precios de venta y alquileres y de tasas de rentabilidad de las inversiones inmobiliarias”, manifestó.

“La volatilidad de los mercados globales derivada de guerras comerciales, el estancamiento de la región por causas políticas, la consiguiente devaluación de las monedas regionales y el impacto de la inflación han determinado un cóctel con sabor amargo para el sector. Las causas reseñadas afectaron las bases mismas del mercado a partir del segundo semestre del año porque tuvieron incidencia en los precios de los inmuebles, en los costos de construcción y en el poder adquisitivo de la población respecto del acceso a la vivienda, ya sea para compra o alquiler”, añadió Porcaro.

 

¿Qué esperar?

Para el coordinador académico del Diploma de Especialización en Negocios Inmobiliarios de la Universidad ORT “las mejores expectativas para 2019 pueden estar centradas en la creencia que la temporada turística no sea mala, que Argentina logre estabilizar el tipo de cambio y disminuir la inflación, que Brasil se encamine en un rumbo económico de crecimiento previsible y que a nivel global Estados Unidos pueda compatibilizar su crecimiento con menor hostilidad comercial y bajas tasas de interés”, declaró.

A nivel local, en este año electoral no se esperan “ajustes importantes que disminuyan aún más el nivel de actividad”, dijo. A su entender, si la evolución de las variables anteriormente mencionadas no complican el panorama, “en el mejor de los casos, podemos esperar un año 2019 sin grandes ajustes de mercado a la espera del resultado electoral”. La expectativa, entonces, estará puesta en el año 2020.

Por su parte, el director del Estudio Kaplan, Alfredo Kaplán, dijo a revista Propiedades que “cierra un año de una actividad moderada en el sector inmobiliario debido a la coyuntura regional y por otro lado a factores específicos de nuestro país que afectan el mejor desempeño del sector”.

A esta altura, dijo, “está claro que el tema del tope de precios en las viviendas promovidas a más de 20 meses de los cambios de las normas provocaron un descenso de más del 50% en la presentación de proyectos ex vivienda social a la Agencia Nacional de Vivienda”.

Kaplán manifestó que en la zona costera de Montevideo y alrededores, el movimiento es “pausado, fundamentalmente con unidades chicas” y que en Punta del Este “hubo varios megaproyectos presentados de los cuales un buen número aún no han comenzado por razones del mercado. El mercado mantiene los valores, pero que está poco dinámico. Se habla que no se va a prorrogar el sistema de megaproyectos y las perspectivas para el año 2019, además de las complejidades de un año electoral, parecen bastante similares al año que cerramos”.

Visto 54 veces
Etiquetado como
Compartir
Top